Inicio Sociedad Desapariciones forzadas en México no son un fenómeno del pasado: ONU

Desapariciones forzadas en México no son un fenómeno del pasado: ONU

Las desapariciones forzadas en México no son un fenómeno del pasado sino un flagelo que todavía persiste, y que representa el paradigma del crimen perfecto, debido a la impunidad estructural y casi absoluta que enfrentan las víctimas y sus familias, adelantó el Comité contra la Desaparición Forzada de la ONU, según información de Excélsior.

Tras su visita de dos semanas a nuestro país, del 15 al 26 de noviembre, los integrantes del Comité de Naciones Unidas encabezados por Carmen Rosa Villa Quintana, advirtieron que las desapariciones forzadas son una situación generalizada en territorio nacional, con participación de la delincuencia organizada asistida por fuerzas de seguridad del Estado, de los tres órdenes de gobierno.

“Destacamos que las desapariciones no son únicamente un fenómeno del pasado, por el contrario, lamentamos constatar que aún persisten”, explicó.

“Según cifras oficiales, al día de hoy el Registro Nacional de Personas Desaparecidas y no localizadas, indica una cifra de 95 mil 121 personas desaparecidas, de las cuales más de un centenar habrían sido cometidas durante nuestra estancia”, indicó Carmen Rosa Villa Quintana.

Al ofrecer un avance de las primeras impresiones de su visita, la también presidenta del Comité contra la Desaparición Forzada de la ONU resaltó que a pesar de las recomendaciones de 2015 y 2018 al gobierno mexicano, no se han atendido las causas profundas de las desapariciones.

“El enfoque de seguridad que se ha adoptado no sólo es insuficiente sino además inadecuado, en este contexto, la lucha contra la impunidad es impostergable, como todos sabemos y como ya ha resaltado el Comité en sus observaciones finales y también otros mecanismos internacionales y regionales de Derechos Humanos, la impunidad es casi absoluta, se trata de una impunidad estructural que favorece la reproducción y el encubrimiento de las desapariciones forzadas”, alertó.

En su recorrido que los llevó por 13 entidades de la República Mexicana, cárceles, centros de internación de migrantes, exhumaciones y jornadas de búsqueda, cuatro de los miembros del Comité de Naciones Unidas presentes en el país, hablaron sobre el incremento notable del número de desapariciones de niñas, niños, adolescentes y mujeres, lo que se agudizó en el contexto de la pandemia de Covid-19.

Además, subrayaron, que las personas migrantes son un grupo particularmente vulnerable frente a las desapariciones, lo que queda demostrado con las masacres de San Fernando, Cadereyta y Camargo.

También comentaron que les preocupa el riesgo que corren quienes se involucran en los esfuerzos de búsqueda y de justicia, una situación que queda evidenciada con el asesinato de varias personas buscadoras y la desaparición de una, así como la estigmatización y la revictimización de los desaparecidos y sus familias.

“Para que en México la desaparición deje de ser un paradigma del crimen perfecto la respuesta a todos estos factores es urgente, tanto para los casos que se iniciaron en el pasado como para los perpetrados recientemente, es necesario también romper el ciclo de la revictimización”, expresaron.

Desaparecen personas, pero también desaparecen cuerpos localizados y hasta expedientes, con todo ello desaparece la esperanza de justicia; el grito de desesperación de las víctimas es desgarrador y requiere de una intervención inmediata”, remató.

El informe final y las conclusiones de la visita a México del Comité contra la Desaparición Forzada de la ONU, será discutido ante el Pleno en Ginebra, entre el 28 de marzo y el 8 de abril de 2022, con el fin de generar recomendaciones vinculantes que el gobierno mexicano deberá adoptar e implementar inmediatamente.